Mañana, en Pozuelo

Mañana estaré en Pozuelo de Alarcón, Madrid, en la Cava de Somosaguas de mi buen amigo Jesús Fernández Montes, un gran caballero del tabaco que ya estaba aquí en tiempos de mi padre, Luis Blanco Vila. Así que imaginaos lo que ha visto y callado. Lo digo porque si la memoria no me juega una mala pasada, cuando mi padre empezó a trabajar en Tabacalera yo tenía 9 años.

Jesús ya estaba aquí.

Además de admiración y cariño, por Jesús siempre he sentido el enorme respeto que se merecen sus galones, ganados a base de aguantar a gente como mi padre (y peores)… Bueno, yo también le he aguantado lo suyo a Don Luis, no os vayáis a pensar, pero en mi caso por mandato genético. Mi padre fue en su día un gran hombre del tabaco y del periodismo, combinación en la que le voy un poco a la zaga, y sigue siéndolo, más arrugadito ya por la edad, pero por muchos años aún (espero), desde sus casi 84 inviernos.

Por eso, entre otras razones, si Jesús Fernández Montes me sugiere que, quizá, el sábado podía ser buen día para que monte en su cava el chiringuito de Brand Ambassador de Davidoff, me peino, me afeito, me echo colonia y, con el uniforme de bonito, anti COVID, me planto las horas que sean a hacer guardia en la garita de su estanco.

¡Sólo faltaba!

Esta foto me hice en Magallanes hace unas semanas. La idea inicial era mostrar mi pertrecho anti COVID, pero la verdad es que parece que estoy diciendo: «Dispóngase usted en la camilla y no se preocupe que me quito el reloj».

CAVA SOMOSAGUAS – C/ FRANCIA 7 – POZUELO – MADRID

Allí estaré mañana, sábado 24 de octubre, desde las 10,30 horas, más o menos, hasta el cierre de mediodía, dispuesto a charlar contigo sobre tabaco, si acaso puedes acercarte. Por supuesto, en la medida de mis posibilidades, intentaré resolverte cualquier duda que tengas sobre Davidoff, que es la marca que represento y para la que trabajo (cuando me pongo la guayabera, cuando no la llevo puesta soy Burkina The Revist y nada más), pero estoy abierto a cualquier asunto que te traiga a la Cava de Somosaguas.

Encantado de hacerlo porque, además, con esto de la pandemia echo de menos tratarme personalmente con otros aficionados al tabaco como yo, que es siempre didáctico y divertido.

Con sumo gusto te dedicaré todo el tiempo que me sea posible. Depende del tráfico. Ya os hacéis cargo, pero, después, desde las 14,00 a las 14,30, más o menos, es más que seguro que Jesús y yo nos tomemos una cervecita enfrente, en La Txitxarrería. Si te quieres unir, por favor, siéntete libre.

Por supuesto, en caso de que alguno se quiera tomar esa cervecita, será un máximo de seis personas.

Al final, la del tabaco sí que es una gran familia y, a pesar de la que está cayendo, de la pandemia mundial, de los confinamientos, la política, el toque de queda y, sobre todo, la incertidumbre (que, por lo menos a mí, es el sentimiento que más me ha invadido), podemos tocar juntos el cielo de Madrid, por un ratito corto, alargando esa media hora de cerveza, sol (espero) y un tabaquito pequeño.

Allí os espero. Mañana, 24 de octubre, desde las 10,30 horas, más o menos, en la Calle Francia 7 de Pozuelo de Alarcón, Madrid. Por la Avenida de Europa, al final.

Esta es la geolocalización:

CAVA SOMOSAGUAS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *